Top 4: Mejores videojuegos para jugar con amigos

Durante julio se celebra el Día del Amigo en la mayoría de los países de América Latinay, más allá de la fecha exacta, nos pareció una gran oportunidad para hablar de videojuegos (¿cuándo no?). Aunque muchas veces se nos acusa de aislarnos mientras jugamos, la verdad es que el mundo gamer es un lugar en el que se conoce mucha gente y en el que se pueden hacer muy buenos amigos. Además, aunque el vínculo no haya surgido en un videojuego, siempre es un buen plan juntarse o jugar de forma remota con gente conocida. Por eso desde #GamersESET decidimos hacer un repaso de los mejores títulos para compartir un buen momento con nuestros amigos.

Samurai Gunn – 2013

Gracias a las posibilidades que nos brindan las conexiones veloces de internet, hoy en día muchos juegos cuentan con un modo multijugador, donde una persona se conecta a una sala hosteada ya sea por un jugador o por el mismo juego y comparten la experiencia que el título tiene para ofrecer. Lamentablemente, esto trajo consigo una particularidad y es que muchas veces, el trabajo puesto sobre el multijugador online no da espacio a un viejo amigo de nuestra infancia: el (ahora) llamado “couch gaming”.

El couch gaming se refiere a algo tan básico como la capacidad de jugar un mismo juego con otras personas, pero sobre la misma consola y si se lo quiere, el mismo “televisor”; por eso creo que es importante que en memoria de nuestro muy competitivo pasado de “jugador 1 vs jugador 2” sea mencionado un título que no dejó atrás las raíces de la diversión en la misma sala.

Samurai Gunn es un juego creado por Teknopants en 2013 con carácter indie y un clásico estilo retro. Si bien no parece mucho a simple vista, Samurai Gunn esconde una jugabilidad dinámica, llena de acción y con la capacidad de jugar de hasta 4 jugadores sobre la misma pantalla.

En cuanto a trama, esta entrega no cuenta con una, sino que se enfoca enteramente en el juego y en la explosión de adrenalina de pelear contra tus compañeros en escenarios clásicos de luchas western. El juego cuenta con cuatro clanes, con distintos sprites dentro de cada clan. Cada uno representa un samurái que tiene su ataque básico con la espada y hasta 3 balas por vida que pueden ser reflejadas al mejor estilo pistolero con un buen sincronizado sablazo.

El concepto es básicamente el de un deathmatch a través de distintas pantallas, cada una con características propias, en las que entran 4 samuráis, pero uno solo sale. Incluso, si hay un empate en el puntaje al finalizar la partida el juego nos enviará a un “Showdown” donde deberemos batirnos en un 1 contra 1 durante un atardecer, en el que el honor y el temple de acero se hacen protagonistas.

Combinando fuertes características de un plataformer como el salto desde pared, y mecánicas escondidas como el cambio de postura, el Samurai Gunn, dentro de sus limitaciones en el release, ofrece horas de diversión garantizada con momentos épicos en los cuales se pueden forjar alianzas o destruir amistades, como en aquellas añoradas épocas donde el invitado  siempre recibía el control en mal estado.

Si bien el juego puede pecar de repetitivo en cierto momento y no es un título pensado para durar demasiado (sino más bien para pasar un buen rato durante la tarde), la excelente recepción de esta entrega logró que Teknopants trabaje en un segundo título que, por suerte, posee fecha de release para este mismo año (¡y multi plataforma!). Ya sea a través de la historia cooperativa que faltaba del primer juego o un sencillo rato de plataformer samurái, cualquier excusa es válida para pasar un rato con amigos, con algo para comer, algo para tomar y una lucha a muerte por ver quién es el samurái superior.

Just Dance – 2009

De tan solo pensarlo ya me río. Voy a plantearlo así: amigos, música, baile, competencia. Y si es necesario explicar por qué el Just Dance es un gran juego para jugar con amigos, entonces acá te lo cuento.

Inicialmente Just Dance se lanzó en 2009 para Nintendo Wii, cuya tecnología que detectaba el movimiento fue toda una novedad. Luego del conocido Pump It Up, fue el primer videojuego de baile hogareño que nos permitía comprobar nuestras habilidades para la danza (¿?).

Si bien su primera entrega contenía tan solo unas 32 canciones, año a año fueron agregando nuevos hits, pasando por Just Dance Kids (con música para niños), Dance on Broadway (con, bueno, coreografías de musicales de Broadway), especiales de Michael Jackson, especiales de verano y mucho más. Con cada nueva edición, el desarrollo gráfico de las indicaciones e incluso los personajes bailando en pantalla fueron volviéndose cada vez más divertidos y creativos, logrando así ponernos cada vez más en espíritu festivo para el juego.

Ahora, lo divertido de Just Dance no es solamente bailar, lo divertido es poder bailar con amigos. Ya sea compitiendo o haciendo coreografías en conjunto, este juego (ahora disponible para PlayStation 4, Wii, Nintendo Switch, Xbox 360 e incluso en una versión online mobile sin límite de jugadores) viene con risas aseguradas.

Si tienen 2 pies izquierdos como yo (o más comúnmente dicho son “de palo” bailando) les aseguro que probablemente se tropiecen, inventen pasos tratando de seguir la coreografía y quizás bailen algo que ni siquiera está en la pantalla; pero la posibilidad de moverse al ritmo de la canción que más nos guste en compañía de nuestros amigos es definitivamente ¡MUY entretenido! ¡A bailar se ha dicho!

Crash Team Racing – 1999

Si la Play Station tuvo un personaje icónico, ese fue Crash Bandicoot. La mascota de Naughty Dog fue tan popular que se lanzó un título por año entre en 1996 y 1999. El último de ellos fue una adaptación (no literalmente pero casi) del Mario Kart 64 de Nintendo y era, justamente, un juego de carreras de kartings.

Seguramente la mayoría de los gamers de esos años conocen este título, pero hagamos un pequeño repaso: el juego comenzaba con la clásica música de Crash y una voz que invitaba a “encender los motores”, mientras una caja con el logo de Naughty Dog explota liberando a todos los personajes de Crash Bandicoot al volante de diversos kartings. Si bien el juego es muy poco original y toma elementos de otros títulos de kartings de la época, supo incorporarlos y optimizarlos de manera impecable.

Los personajes poligonales y los escenarios con diferentes tipos de pistas (de hielo, de arena y tubulares, etc) hablan muy bien del motor gráfico y las habilidades de los desarrolladores que hicieron posible este juego. Pero el mayor logro de este título es la modalidad multijugador. Con el adaptador correspondiente, la opción versus permite la participación de hasta 4 jugadores al mismo tiempo y, a diferencia de otros títulos con esta opción, el CTR está muy bien optimizado y en ningún momento se compromete la performance del juego. La única dificultad es que en esta opción se juega a pantalla partida y se reduce mucho el espacio, inclusive por momentos se vuelve un poco confuso si se intenta espiar la pantalla del rival para ver qué arma tiene disponible.

Por último, cabe aclarar que, si bien este juego no fue nada revolucionario en cuanto a temáticas, gráficos e innovaciones, supo optimizar muy bien lo que tenía a mano y desarrollar un juego sumamente divertido para disfrutar con amigos durante horas.

Fifa 98: Road to World Cup – 1997

Obviamente no podíamos omitir de este post al juego por excelencia para jugar con amigos, un título que ha forjado y destruido amistades en menos de 10 minutos, pero que, a la larga, siempre ha sido una excusa para juntarse y compartir.  Tranquilamente podría ocupar este lugar un Pro Evolution Soccer u otro Fifa más actual. Sin embargo, optamos por el Fifa 98 porque sentó las bases de los juegos modernos y fue el primero que incorporó la posibilidad de jugar por conexiones por red y local, una gran novedad para ese entonces.

Este juego ofrecía dinámicas muy interesantes, cómo la posibilidad de jugar el mundial de Francia 98’ con cualquier selección. Cada jugador podía elegir un equipo y, en ocasiones, tocaba definir el mundial 1 contra 1, y si alguno de los dos perdía siempre se podía desafiar a la máquina de a 2. Además, el juego contaba con diferentes estadios y estados de clima, lo que era una gran innovación para la época.

Pero lo que volvía particularmente bueno a este juego era la letra Q (si utilizabas una PC) o alguno de los L o R en la Play Station. Con estos botones Fifa nos dio una herramienta para resolver en la cancha cualquier disputa que surgiera dentro o fuera del juego. No importaba cómo ni cuándo los apretaras, el resultado siempre era el mismo: una tarjeta roja.

Más allá de que las nuevas versiones de Fifa y PES permiten nuevos modos multijugador con registros y estadísticas, este juego fue el precursor de los actuales y por eso se ganó un merecido lugar en este post.


Una de las mejores cosas del mundo gamer es pasar largas horas con nuestros amigos. En este compilado juntamos los juegos que más disfrutamos compartir. Esperamos que nos cuenten si jugaron alguno de estos títulos y, de no ser así, cuál es el juego que más convoca a tu grupo de amigos.

Además, los invitamos a participar de la encuesta gamer de julio y participar por u$s 50 para tu Steam Wallet.

Imagen deJESHOOTS.COM on Unsplash

4 series animadas basadas en videojuegos que tal vez no conozcas

Desde #GamersESET queremos compartirles nuestra selección de las mejores series animadas basadas en videojuegos en este #MesDelOrgulloNerd

Día de Goku: personajes de Dragon Ball como funcionalidades de ESET

Comparamos las funcionalidades de las soluciones de ESET con los personajes de esta mítica serie Dragon Ball.

ESET recibe el mejor puntaje por su protección para endpoints en la prueba de SE Labs

ESET recibió por tercera vez el reconocimiento de SE Labs por su protección para endpoints. Entérate más sobre este premio aquí.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Posts recomendados